08 de octubre, 2014
Artículo indiespensable
Indiespensable
De reventas y autoría: aspectos legales
De reventas y autoría: aspectos legales

Según pudimos leer el pasado viernes en Gamasutra, un tribunal alemán decidió, en marzo de este mismo año, que es ilegal revender claves para Origin o Steam de juegos comprados en tiendas (sí, con sus cajas y discos y demás). O esto es lo que parece que nos quieren decir. Sin embargo, la situación parece ser bastante más compleja que esto, aunque la noticia no da muchos detalles al respecto.

En indie-o-rama, además de escribir, también conocemos gente que, de vez en cuando, se echa al ruedo y nos saca de un apuro escribiendo sobre lo que nosotros no sabemos (que es mucho). Una de esas personas tan majas es Erniekaph, el autor del artículo que reproducimos a continuación, que es un chico de 26 años la mar de salao quien, además de jugar a videojuegos, sabe cosas sobre leyes y no tiene reparo en decirlas.

El artículo publicado en Gamasutra se muestra muy rotundo, afirmando que en Alemania la venta de claves infringe los derechos de autor y que los distribuidores podrán emprender acciones legales contra la reventa basándose en este caso. Sin embargo esta conclusión no parece del todo acertada, dado que omite algunos detalles fundamentales para entender el caso.

Para explicar la situación creo necesario explicar cuál es el derecho que tienen los distribuidores: precisamente el derecho exclusivo a los autores a autorizar o prohibir la distribución de las copias de su obra en cualquier soporte o formato, sea un videojuego, película, o cualquier obra que reciba protección por derechos de autor, según se establece en la Directiva de copyright,concretamente en el artículo 4. Este derecho tiene un límite; cuando se produce la primera venta de una de las copias, el titular de los derechos de autor pierde el control sobre esa concreta copia vendida, siempre que se haya vendido de forma autorizada (por ceñirnos a los videojuegos, por la tienda autorizada en cuestión). Según la normativa de la Unión Europea, el titular pierde el control de dicha copia cuando se ha vendido dentro del Espacio Económico Europeo (esto es, Unión Europea, Liechtenstein, Islandia y Noruega, por aclarar). Esto significa que el titular no puede impedir que dichas copias sean revendidas en las mismas condiciones en las que se adquirieron en el territorio de la Unión Europea por quienes las compraron. Y significa que solo pierde el control de dichas copias si se reúnen todas estas condiciones.

¿Por qué en Alemania es «ilegal» vender claves? En realidad no es ilegal, sino que en el supuesto concreto que se estaba juzgando no se reunirían todas las condiciones para que se dé el llamado agotamiento del derecho de distribución (la aplicación de la doctrina de la primera venta en Estados Unidos). Hay que suponer que la sentencia no prohíbe cualquier reventa de claves por dos puntos que se mencionan en el propio texto. El primero, que las claves que se vendían correspondían a claves de producto incluidas en ediciones físicas de los juegos. Realmente no se considera que se haya comprado el disco más la clave para Steam u Origin, sino que todo se ha comprado como un pack. Es decir, el titular de los derechos de autor ha decidido que el juego se distribuya de esa forma. Por lo tanto, una modificación de esta forma de distribución (separar el disco de la clave) puede ser impedida por el titular, porque se ha modificado la forma de distribución inicial y por tanto lo que se está revendiendo no es exactamente lo que se compró. El mismo problema existe si queremos “romper” un bundle: si lo que hemos comprado es un conjunto, no podemos romperlo para vender sus componentes por separado (que es una parte de lo que dice la sentencia UsedSoft), porque estamos modificando la forma de distribución inicial.

caso_claves02Ya que mencionamos el caso UsedSoft, existe otro requisito adicional para que se pueda agotar el derecho de distribución: que el primer adquirente transfiera la propiedad de lo que adquirió. Por lo tanto, comprar un juego físico para vender la clave de producto no va a ser posible. El segundo, más importante, es que los juegos/claves provenían de proveedores desconocidos en países donde los juegos se vendían a precios más bajos. No hay ningún inconveniente, en la normativa de la Unión Europea, en el hecho de comprar un juego barato en un país del EEE y revenderlo más caro en otro. O, simplemente, aprovechar una oferta en alguna tienda que proporcione claves para juegos y revenderlos más tarde, a un precio mayor, puesto que la clave se habrá comprado de un proveedor autorizado para distribuirlas en la Unión Europea. El problema surge cuando no es posible saber dónde se ha adquirido el juego o la clave. Si no se puede probar que ha sido adquirida en el EEE y por un proveedor autorizado, la clave no se puede revender porque el derecho de distribución del titular no se ha agotado según la normativa de la Unión Europea.

Entonces, ¿se puede o no se puede revender una clave para Steam? Mi conclusión, sin querer llevarle la contraria al tribunal alemán, es que sí se puede, en las condiciones en las que sería posible la reventa de cualquier otro tipo de producto sujeto a derechos exclusivos de autor, y únicamente en caso de que se reúnan todas las condiciones que he mencionado. El caso que se ha decidido en Alemania tiene tantas particularidades que no creo que pueda ser aplicable a toda reventa de claves por Internet, aunque esta situación podría cambiar en los próximos meses cuando conozcamos la resolución en el Caso Art & AllPosters International (asunto C-419/13) planteado ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Mientras tanto, no existe nada que impida revender una clave, aunque por supuesto esta posición no os la contará nadie que pretenda usar los derechos de autor para controlar los canales de distribución, como se intentan usar estos derechos, de forma injustificada.

Acerca de Dev++


Mi nombre es Dev++, pues somos muchos. indie-o-rama da cobijo a una legión de talentos del desarrollo que colaboran con su experiencia. Si no está hecho, puede hacerse. Si lo está, puede explicarse. Protagoniza el próximo Dev++ clicando aquí.

No hay comentarios